Seguidores

No me sigues... me acompañas!

SI QUIERES SEGUIR LAS PUBLICACIONES DE ESTE BLOG, SÓLO PULSA "Participar en este sitio"

No me seguirás, sino que nos haremos compañía en este tramo del camino, donde la AMISTAD es el motor y la ALEGRÍA de ser, el ritmo de la marcha.

GRACIAS POR PARTICIPAR, POR SER Y ESTAR EN EL AMOR!



sábado, 30 de marzo de 2013

Amar es resucitar a la Unidad

EL AMOR 

“Amémonos los unos a los otros como Dios nos ama a todos, 
con un amor intenso y particular. 

Seamos amables los unos con los otros: 
Es mejor cometer faltas con amabilidad 
que hacer milagros con falta de ella” 

Madre Teresa 

“En esto conocerán que sois mis discípulos: 
si os tenéis amor los unos a los otros” 

Jesús, (Juan 13:35) 


Jesús vino a este mundo para una finalidad. 
Vino a darnos la buena nueva de que Dios nos ama, 
de que Dios es amor, de que te ama a ti y me ama a mí. 

Pero ¿Cómo nos amo Jesús? 
Pues dando su vida por nosotros. 

Dios nos ama con tierno amor.
Eso es lo único que vino a enseñar Jesús: 
la ternura del amor de Dios.
 “Yo te llamé por tu nombre y tú me perteneces” 
(Isaías, 43:1). 



El evangelio es muy, muy sencillo. 
¿Me amas? Cumple mis mandamientos. 

Se mueve y gira sólo para llegar a un fin: 
amaos los unos a los otros. 

“Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, 
con toda tu alma y con toda tu mente” 
(Deuteronomio 6:5). 

Este es el mandamiento de nuestro gran Dios 
y Él no puede mandar lo imposible. 

El amor es un fruto maduro en todo momento 
y al alcance de todas las manos. 

Cualquiera puede cogerlo y no hay fijado ningún límite. 

Todos podemos llegar a ese amor mediante la meditación, 
el espíritu de oración y sacrificio, y por una intensa vida interior. 

No creas que para ser auténtico el amor tiene que ser extraordinario. 

Lo que necesitamos es amar sin cansarnos. 
¿Cómo arde una lámpara? 

Gracias al continuo alimento de pequeñas gotas de aceite. 
¿Qué son esas gotas de aceite en nuestras lámparas? 

Son las pequeñas cosas de la vida cotidiana: 
Fe, palabras de amabilidad, 
pensar en los demás, 
nuestra manera de estar en silencio, 
de mirar, de hablar y de actuar. 

No busquéis a Jesús fuera de vosotros. 
Él no está fuera, está dentro de cada uno. 
Mantened la llama de vuestra lámpara encendida 
y lo reconoceréis. 

Las palabras de Jesús
 “Amaos como yo os he amado, los unos a los otros” 
no sólo deberán iluminarnos sino también 
ser una llama que consuma el egoísmo 
que impide el crecimiento de la santidad. 

Jesús nos amo hasta el final, 
hasta el límite mismo del amor: 
La cruz. 

Este amor debe provenir de dentro, 
de nuestra unión con Cristo. 

Amar debe ser para nosotros algo tan normal 
como vivir y respirar 
día tras día 
hasta la muerte.

Extracto de: EL AMOR MÁS GRANDE
MADRE TERESA DE CALCUTA


28. Dijo Jesús: «Yo estuve en medio del mundo 
y me manifesté a ellos en carne. 

Los hallé a todos ebrios (y) no encontré entre ellos uno siquiera con sed. 
Y mi alma sintió dolor por los hijos de los hombres, 
porque son ciegos en su corazón 
y no se percatan de que han venido vacíos al mundo 
y vacíos intentan otra vez salir de él. 

Ahora bien: por el momento están ebrios, 
pero cuando hayan expulsado su vino, 
entonces se arrepentirán». 

29. Dijo Jesús: «El que la carne haya llegado a ser 
gracias al espíritu 
es un prodigio; 
pero el que el espíritu (haya llegado a ser) 
gracias al cuerpo, 
es prodigio [de prodigios]. 

Y yo me maravillo cómo esta gran riqueza 
ha venido a alojarse en esta pobreza».


Extracto de:
EVANGELIO SEGÚN TOMÁS 
(texto copto de Nag Hammadi)


“No se maravillen de que les dije: 
Os es necesario nacer de nuevo” 

(Juan 3:7)




  "Uno con Dios"

Del Padre Celestial tengo el Espíritu,
y desde El comparto la Existencia.

Soy esa realidad que de sí mismo,
canalizó en un punto de Conciencia.

Enviándome a ser por los Caminos
todo lo que conlleva Su Presencia.
dándome para dar lo recibido, 
sembrándome para sembrar la Tierra.

De la Madre Terrenal tengo mi cuerpo,
en su Amor y Sustancia fui formado.

Ella me dio la provisión y el Huerto
que de su Luz había generado.

Me dio el entorno de Su crecimiento
para que el mío fuera necesario;
un espacio abonado por el tiempo 
y la herramienta para trabajarlo.
 
De la Unión de los Dos tengo la vida
y en el vivir intento reflejarlos.
Dando paso a la herencia recibida,
realizando la Ley de realizarlos.

Y es que su Hijo en mí no existiría,
si no pudiera ser manifestado,
porque Su Amor no falla, ni culmina, 
hasta que no se halla consumado.

¡Para unirlos en mí daré la vida, amando como soy también amado!

-Willy-

El hombre interior 
no está en tiempo o lugar alguno, 
sino que está pura y simplemente 
en la eternidad.

Maestro Eckhart

miércoles, 27 de marzo de 2013

Amar a Dios


¿Qué significa amar a Dios? 

A Dios no se le ama del mismo modo 
que se ama a las personas a las que uno puede ver, oír y tocar. 

Porque Dios no es una persona 
en el sentido en que nosotros usamos esta palabra. 
Dios es el Desconocido. 
El total­mente Otro. 
Dios está por encima de expresiones tales como 
él o ella, persona o cosa. 

Cuando decimos que la audiencia llena la sala 
y que la voz del cantante llena también la sala, 
estamos empleando la misma pala­bra 
para referirnos a dos realidades totalmente diferentes. 

Cuando decimos que amamos a Dios con todo nuestro corazón 
y que amamos al amigo con todo nuestro corazón, 
estamos también empleando las mismas palabras 
para expresar dos realidades totalmente diferentes. 

Porque la voz del cantante en realidad no llena la sala. 
Y no podemos realmente amar a Dios 
en el sentido corriente de la palabra. 

Amar a Dios con todo el corazón 
significa decir un «Sí» incon­dicional a la vida 
y a todo lo que la vida trae consigo. 

ACEPTAR sin reservas todo lo que Dios ha dispuesto 
con relación a la propia vida. 

Tener la actitud que tenía Jesús cuando dijo: 
«No se haga mi voluntad, sino la tuya». 

Amar a Dios con todo el corazón 
significa hacer propias las célebres palabras de Dag Hammarskjold: 

Por todo lo que ha sido, GRACIAS.
A todo lo que ha de ser, SI.

Esto es lo que únicamente puede darse a Dios. 
En este terreno Dios no tiene rival. 
...

La voz del cantante inunda la sala y sigue en posesión de la misma, 
prescindiendo de lo atestada de gente que la sala pueda estar. 
La presencia de mayor número de gente no es para ella ningún obstáculo. 
La única amenaza podría venir de una voz rival que pretendiera ahogarla. 

Dios conserva un dominio indis­cutible sobre tu corazón, 
prescindiendo del número de personas que quepan en él. 

Anthony de Mello 
El canto del pájaro 



"No yo Padre, sino Tú en mí"


NO    sea mi voluntad sino la Tuya
      la que guíe mis pasos día a día.
      Que sea Tu Presencia la que incluya
      al ser que me presenta ante la vida.


YO    me entrego a Tu Amor confiadamente
      y sólo vuelvo en mí cuando me llamas,
      para ser de Tu Dar el referente
      y amar a los demás como me amas.


PADRE del alma, Centro, Luz y Fuente,
      dame Tu Ser para que en mí se haga,
      como lo haces permanentemente,
      como lo hace toda vida que te ama.


SINO fuera tu intérprete armonioso
     si no fuera Tu parte realizada,
     dame vida tras vida, sin reposo
     hasta que Esa simpleza sea expresada.


  eres más que un ser, el Ser en todo,
     por eso no soy digno de Tu Nombre,
     pero puedo ofrecerme de algún modo
     a repartir Tu Amor entre los hombres.


EN   mí se cumplan siempre Tus mandatos,
     que adorarte sea el "summun" de mis metas.
     No se pierda tu Ley en mi arrebato,
     ni se opaque en mi ser, tu Luz perfecta.


MI   misión sea servirte, pues tus siervos,
     son los seres más libres de la Tierra:
     libres de amar y de expandir su Cielo
     en toda la extensión de Tu Conciencia.

-Willy-

lunes, 25 de marzo de 2013

Al fin entendí el Amor


UN ADELANTO DEL CIELO

Ocurrió durante un mes de voluntariado en las vacaciones de verano.
Cuando llegamos a Nairobi (Kenya), nos preguntábamos cómo nosotros, inexpertos universitarios, podríamos ayudar en aquella África sucia, polvorienta  y calurosa.
Quizá arreglando tejados, pero no teníamos experiencia en construcción.
Quizá pintando un colegio, pero no sabíamos de pintura.

Lo que sí teníamos claro era nuestra intención de darnos totalmente a los demás. Sin embargo, recibiríamos mucho más de lo que logramos dar: tuvimos la suerte de entrar en contacto con el Tercer Mundo, a través de un alojamiento para niños moribundos de las Hermanas de la Caridad en Nairobi.

Todos entramos en aquella casucha, un tugurio sin muebles, con poca luz. Contrastaban las hamacas llenas de niños enfermos y lloriqueando con los limpísimos trajes talares blancos y azules de las Hermanas de la Caridad, que rebosaban alegría.

Yo me quedé bloqueado, en mitad de la habitación.
Nunca había visto nada así. Mis compañeros universitarios se esparcieron por las estancias, siguiendo a distintas monjas, que requerían su asistencia.


Una hermana me preguntó en inglés:
-¿Has venido a mirar o quieres ayudar?
Sorprendido por tan directa pregunta y en estado de sopor, balbuceé:
-A ayudar…
-¿Ves a ese niño de allí, el del fondo que llora?
Lloraba desconsoladamente, pero sin fuerza.
-Sí, ése (le dije señalándolo).
-Bien: tómalo con cuidado y tráelo.
Lo bautizamos ayer.

Lo noté con una fiebre altísima.
El niño tendría un par de años.
-Ahora tómalo y dale todo el amor que puedas…
-No entiendo… -me excusé.
-Que le des todo el cariño de que seas capaz, a tu manera.
-Y me dejó con el niño.
Le canté, lo besé, lo arrullé… dejó de llorar, me sonrió, se durmió.

Al cabo de un rato, busqué llorando a la hermana:
-Hermana: no respira.
La monja certificó su muerte:
-Ha muerto en tus brazos…

...Y tú le has adelantado quince minutos con tu cariño el amor que Dios le va a dar por toda la eternidad.

Entonces entendí tantas cosas: el cielo, el amor de mis padres, el amor de Jesús, los detalles de afecto de mis amigos…

Mi viaje a Kenya supuso un antes y un después en mi vida. 

Ahora sé que todos tenemos “Kenyas” a nuestro alrededor 
para dar amor cada día. 

“Voy a pasar por la vida una sola vez, 
cualquier cosa buena que yo pueda hacer 
o alguna amabilidad que pueda hacer 
a algún humano, 
debo hacerlo ahora...
porque no pasaré de nuevo por ahí”.


Madre Teresa de Calcuta

El Camino del Servicio

Servir es conciliarse, vivir conscientemente,
es darse y devolverse con nuestra humanidad.
Es dedicar la vida a vivir felizmente
con la intensa alegría de ser y realizar.

Servir es descubrirse, crearse nuevamente,
es renunciar a todo lo que no es realidad.
Renunciar a salvarse, renunciar a la muerte
de vivir solamente de mente y soledad.

Servir es preservarse, abrirse y extenderse,
volcarse y disolverse en un solo final.
Servir es concretarse, es el ser que trasciende
cuando al servir se siente de nuevo la unidad.

Servir es elevarse desde el Ahora al Siempre
y nunca detenerse a medir o a dudar.
Es darse hacia sí mismo. Es darse realmente.
Es darse doblemente, a ser en los demás.

Servir es endiosarse humilde y mansamente,
es ser fluyente fuente que crece en su emanar.
Servir es reencontrarse... así divinamente,
en la fe de saberse: 

nacido para amar.

-Willy-



 Deja a la Fe en acción para que sea Amor...
y el Amor en acción verdadero servicio.


viernes, 22 de marzo de 2013

EL CAMINO HACIA EL AMOR TOTAL

PRÁCTICA DE AMOR


El amor es espíritu. El espíritu es el Yo.

Eres el secreto del secreto de Dios. 
Eres el espejo de la belleza divina.

El objetivo del camino es transformar 
tu consciencia de separación en unidad. 

En la unidad sólo percibimos el amor, 
sólo expresamos el amor, 
sólo somos amor.


Purificar el corazón

Nadie sigue por mucho tiempo un sendero que no le resulte natural, como tampoco logrará en él el crecimiento necesario, por muy buenas que sean sus intenciones.

Existe en el cuerpo un centro donde se unen amor y espíritu, ese centro es el corazón.

Es tu corazón el que se oprime o se ensancha de amor, el que siente compasión y confianza, el que parece vacío o colmado.

En el corazón existe un centro más sutil que experimenta el espíritu, pero al espíritu no se lo percibe como emoción o sensación física. ¿Entonces cómo puedes ponerte en contacto con él?

Según los maestros espirituales, el espíritu se experimenta primero como ausencia de lo que no es espíritu.

En la India esto se describe como "Netti, netti", que significa “ni esto ni aquello”.

El espíritu no tiene causa; no está limitado por el tiempo ni espacio; no es una sensación que pueda ser vista, tocada ni percibida por el gusto o el olfato.

Ésta puede parecer una manera desconcertante de definir algo, pero imagina que nunca hubieras visto el color blanco, que el mundo entero estuviera compuesto de rojo, verde, azul y todos los demás colores. De pronto, un maestro te da una camisa negra, diciendo: “Si lavas esto el suficiente número de veces, verás que es blanco.” Si pides ver al blanco antes de lavarla camisa, lo que pides es imposible. El negro es la suma de todos los colores; sólo cuando los laves todos aparecerá el blanco.
   
De igual modo, tu vida actual está hecha de sensaciones: no sólo los colores, sino todos los estímulos que captas por los sentidos. Algunas de esas sensaciones pueden ser muy placenteras, pero ninguna es adecuada para hacerte saber qué es el espíritu.

El espíritu subyace bajo todas las capas de sensaciones. Para experimentarlo debes ir al corazón y meditar en él hasta que se purifique todo lo que oscurece el espíritu.
   
La finalidad del siguiente ejercicio es brindarte la experiencia de purificar el corazón hasta tal punto que pueda presenciar el espíritu.

“Puro”, en este caso, no significa bueno y virtuoso; significa libre de impurezas, sin juicio alguno de valores.

Según palabras de William Blake, "se trata de limpiar las puertas de la percepción."


Meditar sobre el Corazón

Siéntate cómodamente en una habitación silenciosa, a solas; escoge un momento en que no tengas prisa.

El mejor es la primera hora de la mañana, cuando la mente está alerta y fresca; trata de evitar el atardecer, cuando la conciencia se prepara para dormir.

Cierra los ojos y concentra tu atención en el centro del pecho, donde está el corazón.

(El corazón físico está desviado hacia la izquierda, pero eso es irrelevante en este caso: el centro de espiritualidad del corazón se encuentra directamente detrás del esternón.)

Toma conciencia de tu corazón como espacio. No trates de oír sus latidos ni ningún otro sonido que pueda hacer al bombear la sangre. El centro que debes hallar es un punto de consciencia por donde entran los sentimientos.

En su forma pura está vacío, lo impregna la falta de peso, la ausencia de preocupaciones, la paz y una luz sutil. Esta luz puede presentarse blanca, dorada, rosada o azul.

No te esfuerces por hallar luz alguna.

No trates, por ahora, de percibir la pureza del centro del corazón, sólo necesitas sentir lo que haya allí.

Permite que tu atención repose tranquilamente en ese punto, respira con suavidad y percibe el aliento que va hacia el centro del corazón.

Tal vez te convenga visualizar una suave luz de de tono pastel o una frescura que invade el pecho.

Deja que el aliento entre y salga; mientras tanto pide a tu corazón que te hable. No expreses esto como una orden; basta con la vaga intención de que tu corazón se exprese.

Durante los cinco o diez minutos siguientes, permanece inmóvil, escuchando...



El corazón empezará a liberar emociones, recuerdos, deseos, temores y sueños allí acumulados durante mucho tiempo; entonces te descubrirás prestando atención.

Es posible que, casi al momento, recibas un destello de fuerte emoción, positiva o negativa, o un recuerdo olvidado. El ritmo respiratorio puede alterarse. Tal vez suspires o lances alguna exclamación ahogada. Deja que la experiencia transcurra. Si te adormeces o comienzas a soñar despierto, no te preocupes.

Simplemente, devuelve tu atención al centro de del corazón.

Te hable con miedo o tristeza, deleite o placer, su mensaje será igualmente beneficioso.

El objeto de esta meditación es prestar atención al corazón.



Al continuar con este ejercicio notarás que tres cosas se van uniendo de manera natural: meditación, purificación y atención.

Estás aprendiendo a escuchar el significado espiritual de tu corazón: esto es meditación.

Estás permitiendo que el material reprimido surja para ser eliminado: esto es purificación. Estás escuchando a tu corazón sin juzgarlo ni manipularlo: esto es atención.

Puesto que este proceso es como lavar una camisa para revelar su blancura, no te inquietes si aparecen fuertes emociones negativas y hasta molestias físicas.

Ten en cuenta que esas emociones se están retirando; pídeles que lo hagan sin estorbos, cómodamente. Si surgen voces de temor, ira o duda, pídeles que se retiren con tanta facilidad como deseen. (En el caso de que persista un dolor en el pecho, sobre todo si hay antecedentes cardíacos en la familia, deberías consultar a tu médico, por supuesto).


Meditación Avanzada

Cuando lleves algunos días o semanas practicando esta meditación, sabrás si quieres convertirla en parte permanente de tu rutina diaria.

Creo que prestar atención a lo que nos dice el corazón es un agregado valioso a cualquier programa espiritual; vivir desde el centro del espíritu es un objetivo constante para quien está en el camino.

A medida que avances en la práctica, comenzarás a notar que sensaciones, pensamientos, recuerdos, ensoñaciones y manifestaciones físicas aleatorias empiezan a desaparecer.

El centro del corazón se revelará poco a poco tal como es en realidad: silencio, paz, un cálido resplandor o una luz sutil.

Aún cuando esos destellos sean fugaces, descubrirás en ti algunos cambios fuera de la meditación. Empezarás a caminar con paso más animado. En momentos inesperados experimentarás en el pecho una sensación de plenitud; tal vez quieras aspirar profundas y satisfactorias bocanadas de aire. Cuando menos lo esperes te invadirán oleadas de regocijo y bienestar.

Todo esto es señal de que se está aflojando la tensión que la mayor parte de las personas tiene alrededor del centro cardíaco. Este centro debería estar siempre abierto y relajado.

Para que puedas recibir un esclarecimiento espiritual profundo, primero debe existir esta apertura.

El constreñimiento, el miedo y la tensión impiden que el espíritu entre en ti.

En verdad, el espíritu no entra, puesto que está siempre ahí. Pero establecer contacto con él es como sentirse invadido de luz y comprensión: es lo que llamamos “flujo de Amor”.

Amor y espíritu forman un vínculo cada vez que meditas sobre el corazón, desde la primera vez.

La meditación avanzada profundiza esta experiencia y la torna más consciente.

A medida que progreses en esta práctica, te resultará cada vez más fácil ir a tu corazón en busca de consejo y sabiduría o, simplemente, para sentirte amado.

No hace falta hablar con palabras a tu corazón; él tampoco necesita hacerlo.

El lenguaje del espíritu viene a nosotros como una callada seguridad, como autoaceptación, paciencia y apreciación del simple hecho de existir.

Según se desarrollen estas cualidades irás madurando en tu experiencia del centro cardíaco.


Fuente: Libro “El Camino hacia el Amor - 
Cómo transformar nuestra vida colmándola de amor” - 
Deepak Chopra, 
de Editorial Vergara - Millenium

miércoles, 20 de marzo de 2013

Día internacional de la FELICIDAD



SIETE PASOS HACIA "TU" FELICIDAD

1. Piensa menos... SIENTE MÁS

2. Frunce el ceño menos... SONRÍE MÁS

3. Habla menos... ESCUCHA MÁS

4. Juzga menos... ACEPTA MÁS

5. Reprímete menos... HAZ MÁS

6. Quéjate menos... APRECIA MÁS

7. Teme menos... AMA MÁS 




‎La FELICIDAD se alcanza cuando, 
lo que uno piensa, 
lo que uno dice 
y lo que uno hace 
están en completa armonía.

Mahatma Gandhi



La verdadera FELICIDAD no viene 
de una limitada preocupación 
por nuestro propio bienestar 
o el de aquellos cercanos a nosotros, 
sino del amor y compasión 
que surgen por todos los seres vivos. 

Aquí, Amor significa desear 
que todos los seres vivos encuentren FELICIDAD
y la Compasión significa el deseo 
de que todos ellos permanezcan libres de sufrimiento. 

El desarrollo de esta actitud 
da lugar a una sensación de apertura 
y confianza 
que proporciona la base para la paz 
y la plena FELICIDAD

DALAI LAMA 




La FELICIDAD no es algo que conseguir... 
tú eres siempre felicidad. 


Este deseo (de  FELICIDAD ) 
nace del sentimiento de no estar entero. 
¿A quién afecta este sentimiento? 
Investígalo. 

En el sueño profundo tú eras plenamente feliz, 
ahora no lo eres. 
¿Qué se ha interpuesto entre esa  FELICIDAD  
y esta infelicidad? 

¿Qué se ha interpuesto ...?
Es el ego. 
Encuentra su origen 
y descubre que tú eres (ya eras) FELICIDAD


Sri Bhagavan Ramana Maharshi




Gracias a una iniciativa del Reino de Bután, que considera este sentimiento como el más importante del Producto Interior Bruto , el 28 de junio de 2012 la Asamblea General de las Naciones Unidas en la Resolución 66/281 decide proclamar el 20 de marzo Día Internacional de la Felicidad.

Fuente: Wikipedia


martes, 19 de marzo de 2013

PAPA FRANCISCO - Custodiar toda la creación




PRIMERAS PALABRAS DEL PAPA FRANCISCO

Doy gracias al Señor por poder celebrar esta Santa Misa de comienzo del ministerio petrino en la solemnidad de san José, esposo de la Virgen María y patrono de la Iglesia universal: es una coincidencia muy rica de significado, y es también el onomástico de mi venerado Predecesor. Le estamos cercanos con la oración, llena de afecto y gratitud.

Hemos escuchado en el Evangelio que «José hizo lo que el ángel del Señor le había mandado, y recibió a su mujer» (Mt 1,24). En estas palabras se encierra ya la la misión que Dios confía a José, la de ser custodio. ¿Custodio de quién? De María y Jesús; pero es una custodia que se alarga luego a la Iglesia, como ha señalado el beato Juan Pablo II. (.) ¿Cómo ejerce José esta custodia?

Con discreción, con humildad, en silencio, 
pero con una presencia constante y una fidelidad total, 
aun cuando no comprende.

José es custodio porque sabe escuchar a Dios, se deja guiar por su voluntad, y precisamente por eso es más sensible aún a las personas que se le han confiado, sabe cómo leer con realismo los acontecimientos, está atento a lo que le rodea, y sabe tomar las decisiones más sensatas.

En él, queridos amigos, vemos cómo se responde a la llamada de Dios, con disponibilidad, con prontitud; pero vemos también cuál es el centro de la vocación cristiana: Cristo.

Guardemos a Cristo en nuestra vida, para guardar a los demás, salvaguardar la creación.

Pero la vocación de custodiar no sólo nos atañe a nosotros, los cristianos, sino que tiene una dimensión que antecede y que es simplemente humana, corresponde a todos.

Es custodiar toda la creación, la belleza de la creación, como se nos dice en el libro del Génesis y como nos muestra San Francisco de Asís: es tener respeto por todas las criaturas de Dios y por el entorno en el que vivimos.


Es custodiar a la gente, el preocuparse por todos, 
por cada uno, con amor, 
especialmente por los niños, los ancianos, 
quienes son más frágiles 
y que a menudo se quedan en la periferia de nuestro corazón.

En el fondo, todo está confiado a la custodia del hombre, y es una responsabilidad que nos afecta a todos. Sed custodios de los dones de Dios. Y cuando el hombre falla en esta responsabilidad, cuando no nos preocupamos por la creación y por los hermanos, entonces gana terreno la destrucción y el corazón se queda árido.

Por desgracia, en todas las épocas de la historia existen "Herodes" que traman planes de muerte, destruyen y desfiguran el rostro del hombre y de la mujer.

Quisiera pedir, por favor, a todos los que ocupan puestos de responsabilidad en el ámbito económico, político o social, a todos los hombres y mujeres de buena voluntad:

Seamos «custodios» de la creación, 
del designio de Dios inscrito en la naturaleza, 
guardianes del otro, del medio ambiente; 
no dejemos que los signos de destrucción y de muerte 
acompañen el camino de este mundo nuestro.

Pero, para "custodiar", también tenemos que cuidar de nosotros mismos.

Recordemos que el odio, la envidia, la soberbia ensucian la vida. Custodiar quiere decir entonces vigilar sobre nuestros sentimientos, nuestro corazón, porque ahí es de donde salen las intenciones buenas y malas: las que construyen y las que destruyen.

No debemos tener miedo de la bondad, más aún, ni siquiera de la ternura.

Hoy, junto a la fiesta de San José, celebramos el inicio del ministerio del nuevo Obispo de Roma, Sucesor de Pedro, que comporta también un poder. Ciertamente, Jesucristo ha dado un poder a Pedro, pero ¿de qué poder se trata? (...)

Nunca olvidemos que el verdadero poder es el servicio, y que también el Papa, para ejercer el poder, debe entrar cada vez más en ese servicio que tiene su culmen luminoso en la cruz; debe poner sus ojos en el servicio humilde, concreto, rico de fe, de San José y, como él, abrir los brazos para custodiar a todo el Pueblo de Dios y acoger con afecto y ternura a toda la humanidad, especialmente los más pobres, los más débiles (...).

También hoy, ante tantos cúmulos de cielo gris, hemos de ver la luz de la esperanza y dar nosotros mismos esperanza.

Custodiar la creación, cada hombre y cada mujer, con una mirada de ternura y de amor; es abrir un resquicio de luz en medio de tantas nubes; es llevar el calor de la esperanza.

Y, para el creyente, para nosotros los cristianos, como Abraham, como san José, la esperanza que llevamos tiene el horizonte de Dios, que se nos ha abierto en Cristo, está fundada sobre la roca que es Dios.

Imploro la intercesión de la Virgen María, de san José, 
de los Apóstoles san Pedro y san Pablo, 
de San Francisco, 
para que el Espíritu Santo acompañe mi ministerio, 
y a todos vosotros os digo: 

Recen por mí.

FRANCISCO I

lunes, 18 de marzo de 2013

El AMOR SANADOR de Ho'oponopono


El proceso Ho'oponopono actualizado permite al terapeuta trabajar directamente con la Fuente Original que puede transmutar pensamientos erróneos en AMOR.

En la resolución de problemas usando el proceso actualizado de Ho'oponopono , el terapeuta primero toma su Identidad, su Mente y la conecta con la Fuente original , lo que otros llaman AMOR o DIOS.

Con la conección en su lugar, el terapeuta apela al AMOR para que corrija los pensamientos erróneos en su interior que se están actualizando como el problema para él mismo primeramente y para el paciente en segundo lugar.

El pedido es un proceso de arrepentimiento y perdón por parte del terapeuta.




Pido perdón por los pensamiento erróneos en mi interior 
que han causado este problema para mí y para el paciente ; 
por favor perdóname. 

En respuesta al arrepentimiento pedido de perdón del terapeuta, 
el AMOR comienza el proceso místico 
de transmutar los pensamientoserróneos. 

En este proceso de corrección espiritual, 
el AMOR neutraliza las emociones erroneas 
que han causado el problema, 
sean el resentimiento, el miedo, la ira, la culpa o la confusión. 


En el siguiente paso, 
el AMOR libera las energías neutralizadas de los pensamientos
dejándolos en un estado de vacío 
de total libertad.





Con los pensamientos vacíos, libres... el AMOR entonces los llena de Sí. 

¿El resultado? El terapeuta se renueva, se restaura en el AMOR. 

Mientras el terapeuta se renueva también lo hace el paciente 
y todos los involucrados en el problema. 


Donde había desesperación en el paciente, 
ahora hay AMOR. 

Donde había oscuridad en el alma, 
ahora hay Luz sanadora de AMOR.





Lo maravilloso del proceso actualizado de Ho'oponopono es que te encuentras contigo en cada momento y empiezas a apreciar más y más con cada aplicación el proceso del milagro renovado del AMOR...

Yo opero mi vida y mis relaciones de acuerdo a las siguientes intuiciones:


1. El universo físico es una manifestación de nuestros pensamientos

2. Si mis pensamientos son cancerosos, crearán una realidad física cancerosa.

3. Si mis pensamientos son perfectos, crearán una realidad física rebosante de AMOR.

4. Yo soy 100% responsable de crear mi universo físico tal como es.

5. Yo soy 100% responsable de corregir los pensamientos cancerosos que crean la realidad enferma.

6. No hay tal cosa como allá afuera. Todo existe como pensamientos en mi mente.


Ihaleakala Hew Len 


El Dr. Ihaleakala Hew Len  ha estado practicando el método Ho'oponopono actualizado desde noviembre de 1982. Se lo enseñó Kahuna Lapa'au Morrnah Nalamaku Simeona,  quien fue designada tesoro viviente de Hawaii en 1983. Fue parte del plantel de psicólogos de la unidad forense para los mentalmente criminalmente enfermos en el Hospital Estatal de Hawaii por varios años. El enseñó este método en todo el mundo y en las Naciones Unidas varias veces. El  Dr. Hew Len tiene un doctorado en la Universidad de iowa. Foundation's web site: www.hooponopono. org

viernes, 15 de marzo de 2013

El Amor en la filosofía HUNA (de Hawai)



El amor es parte de nuestra naturaleza. 

Es el estado de sentirse felizmente conectado a otro, 
o el acto de llegar a conectarse. 

Es extender nuestro ser para incluir a otro. 

No tenemos que luchar por el amor 
salvo que sintamos que no lo tenemos. 

Cuando los seres humanos se reúnen 
bajo circunstancias en las que no hay miedo, 
el amor simplemente “sucede" 

La duda es lo que debilita la conexión con el amor. 

Cuando una persona duda
sobre la existencia del amor, 
entonces nace el miedo 
y el amor comienza a morir.


El miedo interfiere con el amor 
porque es lo opuesto al amor. 

El miedo viene de sentirse
o de estar
desconectado. 

Cuando disminuye el amor,
el miedo se incrementa; 
y cuando el miedo disminuye,
el amor se incrementa. 

Más que eso,
cuando decrece el amor,
el miedo aumenta 
y también lo hace la necesidad 
y el deseo de amor.


Filosofía Huna
Serge Kahili King





Sobre el Amor 

En realidad el amor es una idea bastante misteriosa. Cuando la gente lo siente piensa que sabe qué significa, pero pocos son capaces de expresar con claridad qué es y cómo lo sienten. Parte del problema proviene de la confusión respecto de la palabra, que ha sido demasiado y mal utilizada, por lo que muchos creen que están sintiendo amor cuando en realidad sienten otra cosa. 

Algo cierto es que amar no es igual a desear. Desear una cosa es querer poseerla, mientras que el amor nunca es posesivo. El amor no es producto del deseo ni el deseo producto del amor. Están completamente separados, aunque un objeto de deseo puede ser al mismo tiempo un objeto de amor.

Hay tres palabras claves que expresan qué es el amor: 
comprensión, aceptación y dar. 

La comprensión puede llevar al amor, pero en sí misma no es amor. Por eso es menos importante que las otras dos. Pero muchas veces se necesita comprender antes de que pueda haber aceptación. Lo desconocido tiene que devenir conocido, para que el miedo que ocasiona pueda ser superado. 

Generalmente cuando falta amor es porque está presente el miedo. El miedo es padre del odio, que es rechazo y egoísmo, lo opuesto al amor. Y puede decirse que la ignorancia es la madre del miedo. Cuando se reemplaza la ignorancia por la comprensión, el miedo se disipa y puede entrar el amor.

Pero el amor sólo entrará si es invitado. Es algo activo, y no existe a menos que haya acción por parte del que ama. He mencionado la aceptación, pero no me refiero a la aceptación pasiva, que no es más que indiferencia. Me refiero a la clase de aceptación que abre la puerta y extiende una invitación a entrar. Y cuando el huésped entró, se pone en juego el otro aspecto del amor, que es dar. No dar cosas, sino dar de sí mismo, sin ataduras. 

Se ama mejor cuando el interés es amar y no cuando se quiere obtener algo a cambio, ni siquiera cuando se trata de complacer a alguien. Porque esta clase de amor es falsa y vacía. Trae poca satisfacción al ser dependiente del antojo de otros. Si tienes un corazón verdaderamente amoroso no te faltará a quien amar. Los atraerás como una brillante flor atrae a las abejas.



Existe un gran secreto para amar a otros y ser amado. Consiste en amarse primero a uno mismo. 

Porque si no hay agua en la tubería, no podrá salir nada de ella cuando abramos la canilla. A menos que hayas aprendido a aceptarte y a darte, tendrás gran dificultad en hacer lo mismo con otros. 

Aceptarte significa admitir todas tus cualidades, buenas y malas, y reconocer que este es el material con el que tienes que trabajar, para luego tomar la decisión de seguir adelante y trabajar con eso. La forma amorosa de dar no significa indulgencia, sino cuidado, atención, y hacer el esfuerzo de pulir lo que es bueno y mejorar lo que es malo. 

Amarse también significa aceptar que uno es merecedor de amor. Muchos piensan que no son merecedores de amor, por las cosas que han hecho o por la forma en que han sido tratados. ¡Esto es un gran error! 


Como se ha dicho tan bellamente: 
“Tu eres un hijo del universo, 
no menos que los árboles y las estrellas: 
tienes derecho a estar aquí”. 

Eres merecedor de amor simplemente por el hecho de existir. 
Nada de lo que hayas hecho, 
nada de lo que hayas pensado, 
nada de lo que alguien te haya dicho 
puede alterar eso. 

Como los antiguos Hawaianos dijeron tan hermosamente:

He punawai kahe wale ke aloha

El amor es una vertiente que fluye libremente

Es decir, el amor no tiene límites y está disponible para todos.


Serge Kahili King
Traducción: Eugenia Lerner

Fuente: http://www.huna.org/

lunes, 11 de marzo de 2013

El Amor en la sabiduría Sufi


La gente de este mundo son como tres mariposas 
frente a la llama de una vela.

La primera de ellas se acercó y dijo:
- Yo sé lo que es el amor.

La segunda tocó la llama suavemente con sus alas y dijo:
- Yo sé cómo el fuego del amor te puede quemar.


La tercera se lanzó en el corazón de la llama y se consumió ...
"Sólo ella sabe lo que es verdadero amor."

RUMI


El yo muere de amor

Enrollaré la alfombra de la vida 
cuando pueda ver de nuevo 
tu amado rostro, 
y dejaré de ser...

Pues el yo se perderá en ese rapto
y los hilos de mi pensamiento 
caerán de mi mano:

No me encontrarás, 
pues este yo habrá huido:

Tú serás mi alma, 
en lugar de la mía.

Expulsada de mi mente 
toda idea de mí y Tú, 
sólo Tú, 
te hallarás en mi lugar;

Más apreciada que el cielo,
 más querida que la tierra,
me olvidaría de mí ...
si Tú estuvieses cerca.

Nur ad-Din Abd ar-Rahman Jami 



Bendito sea el poema 
que viene a través de mí,
pero no de mí...

Porque el sonido de mi propia música 
ahogaría la canción 
del Amor.

Rumi

viernes, 8 de marzo de 2013

La vida entera de una mujer es amor

La mujer es más amorosa porque no vive guiada por la lógica, la razón,
sino por la pura emoción y el corazón.

El camino del corazón es bello pero peligroso. 
El camino de la mente es vulgar pero seguro. 

El hombre ha elegido el modo de vida
que le parece más seguro y más práctico. 

La mujer ha elegido el más bello, pero el más montañoso, 
el sendero peligroso de las emociones,
los sentimientos, los humores. 
Y como hasta ahora el mundo ha estado dominado por los hombres, 
la mujer ha sufrido inmensamente.

Ella no ha podido encajar en la sociedad que ha creado el hombre, 
porque la sociedad está creada según la razón y la lógica.


La mujer quiere un mundo del corazón.

En la sociedad creada por el hombre no hay lugar para el corazón.
El hombre tiene que aprender a tener más corazón, 
porque la razón ha conducido a toda la humanidad hacia un suicidio global.

La razón ha destruido la armonía de la naturaleza, la ecología. 
La razón ha dado bellas máquinas, pero ha destruido a la bella humanidad.

Es necesario un poco más corazón en todo.

Por lo que a mí respecta, el camino a tu ser más interno 
está más cerca del corazón que de la mente. 

La mente es un atajo si vas hacia fuera, 
y el corazón es un camino muy largo. 


Si vas hacia dentro, es justo lo contrario, 
el corazón es un atajo al ser, 
y la mente es el más largo camino imaginable.

Por eso estoy totalmente a favor del amor, 
porque desde el amor es muy fácil llevarte a la meditación, 
llevarte a la eternidad de tu vida, llevarte a tu propia divinidad; 
desde la cabeza es muy difícil...


Primero el hombre tiene que ir al corazón, 
y sólo entonces puede ir hacia el ser.

Mi énfasis en el amor tiene un motivo espiritual básico. 
La mujer puede funcionar desde el corazón inmediatamente, 
y el hombre puede avanzar hacia el corazón sin ninguna dificultad. 

Es sólo que le han educado mal;
es sólo una cuestión de condicionamiento. 

Le han dicho que sea duro, que sea fuerte,
que sea viril, y todas esas tonterías. 

Ningún hombre llora y deja fluir su tristeza
o su alegría mediante las lágrimas 
porque desde que era un niño le han dicho
que las lágrimas son para las mujeres, que es de niñas. 

Los hombres no lloran.


Hay que enseñar al hombre a estar más en el corazón, 
porque el camino hacia el ser sale del corazón. 

No puedes esquivar el corazón.

La mujer está en una posición mejor, 
puede ir directamente hacia el ser desde el corazón. 

Pero en vez de reconocer esta cualidad inmensa en las mujeres, 
el hombre ha criticado y condenado a las mujeres. 

Quizá haya un motivo; quizá se daba cuenta
de cierta superioridad de la mujer, 
la superioridad del amor. 

Ninguna lógica puede ser más elevada que el amor, 
y ninguna mente puede ser más elevada
que el corazón. 

Sí, las mujeres tienen más amor, 
pero también deberían darse cuenta del otro lado de la moneda. 
El hombre tiene lógica. 

El otro lado puede ser ilógico. 
No es peligroso, es sólo un error;
se puede corregir.

Por eso dije que el camino del corazón es bello pero peligroso.

El otro lado del amor es el odio; 
el otro lado del amor son los celos. 

De forma que si una mujer queda atrapada en el odio y los celos, 
toda la belleza del amor muere 
y ella se queda con sólo veneno en sus manos. 

...Quizá sea esta la razón por la que muchas mujeres
 deciden no amar. 

Quizá sea esta la razón por la que el hombre
 ha decidido vivir en la cabeza 
y olvidarse completamente del corazón... 

Porque el corazón es tan sensible, 
se siente herido con facilidad, 
sus humores cambian como el tiempo.

Quien quiera realmente aprender el arte del amor 
tiene que recordar todas estas cosas, 
tiene que tener cuidado de que su amor 
no caiga en todas estas zanjas del odio, los celos; 
de otra forma será imposible ir al ser, 
más imposible que desde la cabeza.

La mujer tiene que dejar los celos, tiene que dejar el odio. 
El hombre tiene que dejar la lógica
y ser un poco más amoroso.

Se puede usar la lógica; es práctica. 
Es útil en el trabajo científico, pero no en las relaciones humanas. 

El hombre tiene que tener cuidado 
para que la lógica no se convierta en su único camino,
para que sea tan sólo un instrumento que se usa y se pone de lado.

La mujer tiene que ser consciente de no caer en el odio, en los celos,
en la ira, porque esas cosas destruirán su tesoro más preciado,
el amor. 


Y ambos tienen que profundizar más en el amor; 
cuanto más profundicen en el amor, 
más cerca estarán del ser.

El ser no está muy lejos; 
es la parte más profunda del amor, 
un amor que es absolutamente puro, incondicional. 

Un amor que es absolutamente consciente, alerta, 
inmediatamente se convierte en una tremenda revolución: 
abre las puertas al santuario más profundo del ser.

Llegar a tu centro mismo 
es conseguir todo lo que la vida puede darte, 
toda la fragancia, toda la belleza, toda la alegría, todas las bendiciones...

Desde luego que las mujeres son más valientes. 
En el amor, y en las diferentes fases... 
Ella ama como una MADRE, lo que ningún padre puede hacer; 
ama como ESPOSA, lo que ningún marido puede hacer. 
Incluso cuando es una niña pequeña ama como HIJA, 
lo que ningún chico puede hacer.

¡ La vida entera de una mujer es amor!


OSHO
El libro de la Mujer


¡GRACIAS POR SU SER!

¡¡¡GRACIAS POR SER INCONDICIONALMENTE
PURO AMOR!!!



LEYES DEL UNIVERSO

¡Jay Ganesha!

¡Jay Ganesha!

Luces que indican el camino


Mandalas con música para relajación y meditación

Organización Sathya Sai Baba

Diseño Gráfico

Pueblos Originarios

Camino del Amor

ENTRADAS MÁS VISITADAS

OM SAI RAM

OM SAI RAM
Gracias por tu siembra, Maestro del Amor!

AYUDA AL PLANETA

AYUDA AL PLANETA
Conservación de la naturaleza

EGO vs ECO

EGO vs ECO
TODOS SOMOS UNO

Amigo es AM-ar estar cont-IGO

Amigo es AM-ar estar cont-IGO
Gracias Noemí !!!

Contenido tomado de la web

Todo lo contenido en esta pagina es parte del anima mundi que, cada uno individualmente alimentamos.
Mi gratitud a todos los autores,fotografos,creadores y blogs por sus creaciones,inspiraciones,sabiduria y amor.
Si alguien desea que sus publicaciones o creaciones sean retiradas, sólo tiene que comunicarlo y asi se hará.
Gracias Infinitas